Finanzas públicas
Carlos Parodi, Ministro de Finanzas de SaltaTal vez haya aumento, tal vez no. En el juego del gato y el ratón el ministro Parodi se mueve como un experto y los sindicatos que representan a los docentes salteños sufren sus indefiniciones y ambigüedades. "Es probable que la respuesta al pedido de aumento sea negativa", dijo el ministro a los sindicalistas y dejó aparcada la cuestión hasta el próximo 20 de febrero, fecha en que el funcionario recién conocerá si dispone de fondos para atender las pretensiones salariales de los maestros salteños.

Como nada es gratis en este juego, los sindicatos docentes han anunciado que sin una mejora salarial el gobierno puede irse ya despidiendo de la idea de que las clases comenzarán normalmente y que los docentes tomarán los exámenes del mes de febrero. Así lo han insinuado, por diferentes canales, los sindicatos ATE, ADP, SADOP y AMET.

La postura más radicalizada parece la de ATE, cuyos representantes -Vicente Martí y Alejandro Wardi- abandonaron la mesa del diálogo ni bien el ministro, en una actitud ambivalente, dejó condicionado los aumentos al paso de un cometa y no proporcionó a los sindicalistas mayores precisiones acerca de la situación financiera que, supuestamente, comenzaría a aclararse después del deadline del 20 de febrero.

Martín y Wardi han dicho que en cuestión de horas ATE se presentará al Ministerio de Trabajo para anunciar las medidas de fuerza contra el gobierno. Los dirigentes del histórico sindicato de empleados públicos han dicho que la negociación con el gobierno se halla pendiente desde mediados del año pasado y que advierten en el discurso de Parodi una clara intencionalidad dilatoria.

El resto de los sindicatos con representación en el ámbito docente de Salta han manifestado también que el retraso del salario docente es "evidente" y que lucharán por una actualización que algunos cifran en un 25 %, un porcentaje muy superior a la inflación registrada el año pasado.

Parodi, entre tanto, habló de un aumento "uniforme" para todos los empleados del Estado, algo que no convence a los docentes, sobre todo porque el citado aumento no tiene visos de concretarse, si se tiene en cuenta la cerrada negativa del ministro a buscar soluciones, a partir de su premisa de "no comprometer las finanzas".
eXTReMe Tracker